CAMBIA TU REALIDAD

Muchas veces tenemos conflictos en el trabajo o con las amistades o familia.

Pero cuántas veces esos conflictos son reales

Nosotros nos creamos una serie de pautas de comportamiento, las cuales consideramos adecuadas, todo lo que se salga de esas pautas es inadecuado según nuestro criterio y por lo tanto nos genera un conflicto.

Por ej. ese compañero de trabajo ineficaz según nuestro criterio desde luego, que no sabemos por qué motivo la empresa lo mantiene en su puesto, porque (no pega golpe) mientras nos sentimos explotados y superados por todas las funciones que desempeñamos.

Dónde está el conflicto

a- En la actitud del empleado que no trabaja lo suficiente

b- En la actitud de la empresa que lo consiente

c- En nuestro concepto y percepción

Porque cuanto más molestos estemos con la empresa y esa persona, mayor será el sentimiento de frustración y sobre explotación que se genere de esta situación.

Lo mismo se extiende a situaciones familiares y sociales.

Cuanto mayor sea el concepto de desagrado, malestar, más crecerá, más desconformidad y frustración se generará en nosotros.

Esto no quiere decir que permitamos abusos sobre nosotros, lo que quiere decir es que en muchas ocasiones, las cosas no tienen la magnitud que le damos.

Contaminamos todo con nuestro malestar, nos llevamos el malestar del trabajo a casa o los enfrentamientos familiares al trabajo y lo extendemos como si se tratara de una gripe.

De esta forma cada vez nos sentimos más frustrados, crece nuestro malestar y se agrava la situación inicial.

Para agravar más las cosas, los psicólogos nos hablan de las personas tóxicas, los pensamientos negativos ( añadiendo más valoraciones, a nuestra ya colapsada mente crítica y llena de valoraciones)

 

Las EMOCIONES y PENSAMIENTOS LIMITANTES o erróneos 

Mi opinión es que NO EXISTEN
No no existen, todas las emociones y pensamientos, sentimientos con todo aquello que esto genera, SON CORRECTAS.

Ya se que en los libros de autoayuda, en psicología, PNL, Coaching y mil terapias o sistemas de desarrollo personal, nos dicen que hay pensamientos limitantes y pensamientos correctos.

Bien mi opinión es que no hay pensamientos o emociones correctas o no, SOLO HAY PENSAMIENTOS, EMOCIONES, EXPERIENCIAS.

Que estas sean correctas o incorrectas, dependerá de nuestros objetivos.
Lógicamente ES INEFICAZ (QUE NO INCORRECTO) pensar de forma pesimista sobre tu estado de salud, financiero o de desarrollo, si estamos trabajando nuestra persona o actitud en la dirección contraria.

ES EFICAZ pensar de forma saludable sobre nuestra salud, agradecida y en desarrollo constante sobre nuestra economía, abierta a nuevas posibilidades en nuestro desarrollo personal, si el objetivo es ese.

Ahora bien, si nuestro objetivo es AUTODESTRUIRNOS, es castigarnos o desmerecerse, si el objetivo es vivir en la culpabilidad, la impotencia, el pesimismo, la carencia, la falta de desarrollo, la desmotivación, etc…. Serán muy EFICACES los pensamientos y emociones que fomenten esta actitud.

NOSOTROS ESCOGES EN CADA MOMENTO LAS EXPERIENCIAS Y SOMOS DUEÑO DE LAS EMOCIONES Y PENSAMIENTOS QUE GENERAMOS

¿Esto quiere decir que no sea real que mi compañero trabaja menos que yo?

Si y no

Es Posible que sea si, trabaja menos. Pero ese no es el tema, sino más bien nosotros al ver esto podríamos ver un apersona que se valora y respeta a sí misma y trabaja lo que es justo según su concepto y salario, podríamos ver que esta persona no es incompetente, sino que realiza las funciones que se le exigen y no más.

En lugar de esto nosotros elegimos sentirnos frustrados y enfadados por toda la situación, lo peor es que además trasladamos a toda nuestra vida este estado emocional, agravando cada vez más.

Cuando miramos el mar, todos lo vemos azul o verde según en la zona donde se esté.
Sin embargo cuando tomamos en nuestras manos un poquito de ese mar, descubrimos que el mar no es ni azul ni verde ni de ningún color.

Si, hay libros de razones científicas que explican el motivo de que eso sea de esta forma.
Sin embargo nuestra percepción es que el mar es azul y si le preguntas a cualquiera de que color es el mar, te dirá que azul o verde.

Eso constituye una creencia de la realidad, podemos sentir el mar de un color sabiendo que no lo es, pero nosotros lo sentimos de color, entonces en la percepción es así.

Eso mismo nos pasa con cualquier otra cosa, vemos por nuestra creencia, algo de una manera y cuando lo analizamos de cerca, podemos descubrir que no lo es.

Entonces ¿Es ser FANTASIOSO CUANDO TE DICEN, TU CREAS TU REALIDAD?

CAMBIA TUS CREENCIAS Y CAMBIARÁ TU REALIDAD

 

 


Buscar

SUSCRIPCION

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies